Primera y última.

Compito contra mí mismo y el tiempo juega en mi contra.
Cada día me propongo ser mejor fotógrafo que el día anterior para que cuando mi tiempo se acabe me haya convertido en el mejor fotógrafo que Jesús Caballero Varela puede llegar a ser.

Todos los grandes tienen algo en común: talento y compromiso con su trabajo.

Mozart escribió más de 600 piezas musicales a lo largo de su vida; dicen que lo hacía siempre a la primera, directamente de su imaginación al papel y sin correcciones.
Picasso produjo miles de obras. Tan solo en la colección del museo Picasso de París tienen la friolera de 300 cuadros, 250 esculturas, 3900 dibujos y grabados y miles de fotografías y manuscritos. Un total de 17.000 obras están catalogadas como obra de Picasso.

Nadie tiene el talento de Mozart o Picasso pero todos tenemos el tiempo por delante y la posibilidad de adquirir compromiso con nuestro trabajo.

Trabaja duro, más aún, trabaja durísimo. Haz sacrificios, saca tiempo de donde crees que no lo tienes. Sal a hacer fotos por la mañana horas antes de entrar a tu trabajo. Sal a hacer fotos por la noche horas antes de meterte en cama. Aunque no te apetezca, aunque estés cansado. Sal con la cámara a la calle. Conviértete en la mejor versión de ti mismo y comprométete con tu trabajo, enséñaselo al mundo.

Haz pequeñas publicaciones con tus fotografías, ediciones limitadas con series temáticas y busca donde exponer tu trabajo.

Solo hay una persona en la que confío como para que haya visto todo mi trabajo de la primera foto a la última: Aitana, mi pareja. Ella es la persona que más me apoya, la que más cree en mi trabajo y a la que estaré siempre agradecido por ello.

Hoy me sincero contigo y voy a enseñarte la primera y la última de las fotografías de mi fototeca.

Primera foto del primer carrete que disparé y revelé yo mismo.
Fotografía tomada este fin de semana.



  /  Permalink  /    /